Curar sin excusas la Hepatitis C

Hace unas semanas el Ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, acusó a las Comunidades Autónomas de haber sobrepasado el objetivo de déficit público con la compra de tratamientos para la Hepatitis. Lo que no dijo es que el ahorro a largo plazo que se consigue con estos tratamientos es motivo suficiente para curar sin excusas la Hepatitis C.

¿Quién efectúa el gasto en sanidad?

Curar sin excusas la Hepatitis C #CurarSinExcusasLas Comunidades Autónomas son las que deben hacer frente a los gastos de los fármacos de la sanidad pública, dado que son quienes tienen las competencias para ello. Lo que sí hizo el ejecutivo haciendo uso de sus competencias -y con bastante cara dura- fué imponer un techo al déficit, en el peor momento de la crisis económica, sin tener en cuenta las necesidades de gasto.

Posteriormente, aunque el Gobierno del Estado es el que concentra el mayor porcentaje de deuda pública (el 100% de su PIB), centrifuga la responsabilidad de reducir esta deuda a las Comunidades Autónomas, pidiéndoles todavía más recortes. En resumen: Quién tiene más dinero y más margen para recaudarlo y gastarlo, pide a quienes están asfixiados que se asfixien un poco más. Esto no es nuevo; lo nuevo es que ahora nos ha tocado a los pacientes: los que exigimos un esfuerzo para curar sin excusas la Hepatitis C.

Los enfermos necesitamos tratamiento. No es un vicio, ni un capricho, ni una venganza contra los presupuestos públicos. Es que tenemos una enfermedad grave y un tratamiento disponible y eficaz. La distancia más corta entre dos puntos.

Las Comunidades Autónomas se gastan más dinero “del que deberían” en tratamientos para enfermos de Hepatitis C. ¡Qué mala suerte que seamos tantos, y superemos el objetivo de déficit! ¡Qué caros les salimos al Gobierno, y qué desagradecidos somos, encima de que “nos dan” una “sanidad gratuíta! (que en realidad, al haber pagado cerca de 1400 euros anuales por ciudadano, deja de ser gratuíta).

Curar sin excusas la Hepatitis C

Sólo hay una forma de no incumplir el objetivo de dèficit con el tratamiento de la Hepatitis C este año. Pero implica incumplirlo de una forma todavía mayor dentro de unos años. Cuando los pacientes que no nos tratemos ahora veamos como nuestra hepatopatía se agrava, y además de la hepatitis tengamos que empezar a tratarnos de cirrosiscáncer, o tengamos que hacernos un trasplante hepático.

Curar sin excusas la Hepatitis CCurar sin excusas la Hepatitis C, y hacerlo ahora, permitirá un ahorro dentro de unos años. Un ahorro relativamente prioritario, que es el económico, y uno mucho más importante: el ahorro en salud de las personas. Porque si nos curamos ya no sufriremos complicaciones. Y no habrá de tratarnos de éstas complicaciones.

Como pacientes nos hemos sentido ofendidos. con las palabras del Ministro de Hacienda. Nos hemos sentido culpabilizados por estar enfermos, y le exigimos que se disculpe y que prosiga con su deber: el de poner las herramientas para curar sin excusas la Hepatitis C.

Deja un comentario